Exposición Temporal

Pável Filónov. Testigo de lo invisible

Entre los destacados artistas de las vanguardias rusas, Pável Filónov quizá sea uno de los pocos que todavía es prácticamente desconocido para el público occidental. El nombre de Pável Filónov, sin embargo, era un enigma hasta hace muy poco no sólo en Occidente sino también en Rusia. Las 66 obras de esta primera exposición de Filónov en España vienen a descubrirnos a este maestro. Sobre su obra se impuso una prohibición terminante que se prolongaría a lo largo de casi cinco décadas. En 1929 una exposición monográfica del artista aguardó casi un año entero en las salas del Museo Ruso de la entonces Leningrado sin llegar a abrir sus puertas al público. No obstante, la primera exposición monográfica de Filónov tuvo que aguardar hasta la primavera de 1988, momento en que se inauguró en el Museo Ruso. En febrero de 1990 se inauguró una exposición del artista en París, en el Centro Georges Pompidou, a la que siguió otra, ese mismo año, en la Kunsthalle de Düsseldorf.

Pável Filónov abordaba la vida, la historia, los problemas sociales desde el punto de vista de un ciudadano responsable. En sus cuadros y dibujos plasmaba su modo de ver y valorar todo lo que ocurría en el mundo. Personas que se transforman en animales y a la inversa, la génesis de una idea en la cabeza humana (en el ciclo Cabezas, de las décadas de 1920 y 1930), las alusiones modernas a temas bíblicos (La Sagrada Familia, 1914), las enconadas discusiones sobre el carácter y el papel de Oriente y de Occidente (Oriente y Occidente, Occidente y Oriente, ambos pintados en 1912–1913), la visión humana del Universo (Fórmula del Cosmos, 1918–1919), la alegría de vivir (Fórmula de la primavera, 1921–1929) son motivos y temas en los que se refleja el talento único de Filónov, pintor y filósofo.

Agenda de actividades Cerrar